Hacienda Lo Vicuña

La construcción de este conjunto arquitectónico se inicia en 1790 respondiendo a la necesidad de Tomás Vicuña Mandariaga de crear un complejo donde estuviera su residencia y desde donde pudiera controlar y administrar su hacienda, dedicada en un comienzo a la ganadería. Su emplazamiento posee las características clásicas del esquema de una Hacienda, situándose en la parte alta y plana del actual sector de Lo Vicuña.

Su distribución arquitectónica gira en torno a un gran patio, con la división  jerárquica de las bodegas y las casas de los inquilinos. En sus accesos se observan dos gruesos pilares de albañilería que señalan la entrada a la Hacienda, cuya Casa Patronal se divisa al final de la calle de acceso.

Un dato curioso de esta edificación es que se que se construyó por etapas, por ende el tiempo total de la obra tardo 130 años en concluir.

Debido al valor arquitectónico e histórico que tiene este conjunto, como parte de la identidad de la ciudad de Putaendo y del valle de Aconcagua, es que en el año 2008  la Hacienda Lo Vicuña fue declarada Monumento Nacional en la categoría de Zona Típica.

Actualmente la Capilla Lo Vicuña es reconstruida tras serios daños dejados por el
terremoto del año 2010.

 

Si quieres visitar la Hacienda lo Vicuña y conocer más sobre su historia y valor patrimonial, ven a Putaendo y disfruta de las maravillas que tiene para ti.

Ubicación: https://goo.gl/maps/sKtbwEimMGx